El Blackphone, el smartphone diseñado especialmente para proteger la privacidad de sus usuarios, no tendría la habilidad de mantener los datos protegidos de la NSA u otras organizaciones gubernamentales, según reveló una entrevista de Mashable con sus creadores.

En la charla previa al lanzamiento del smartphone durante este lunes en el MWC, los creadores del teléfono afirmaron que “es imposible crear un teléfono 100% seguro”, señalando que si entidades como la NSA quieren acceder a los datos del Blackphone, poco se puede hacer para evitarlo. El teléfono fue desarrollado por la empresa Silent Circle y la startup española Geeksphone.

Según sus creadores, el smartphone sería el primero en poner “el control de la privacidad en manos de los usuarios”. La forma en que el celular busca proteger la información de sus usuarios es a través de varias aplicaciones que vienen preinstaladas en equipo.

Entre el grupo de aplicaciones, según informa The Verge, está Silent Phone, que permite realizar llamadas encriptadas, Silent Text, que encripta para mensajes de texto y Silent Contact para proteger su lista de contactos de aplicaciones que acceden directamente a esa información.

Los desarrolladores decidieron crear su propio teléfono a pesar que otras grandes compañías habían ofrecido tratos para producir el dispositivo. La razón era mantener el mayor control posible de las especificaciones del celular.

El Blackphone maneja un sistema operativo llamado ‘PrivatOS’ basado en Android, posee 2 GB de RAM, una memoria de 16 GB, una cámara trasera de 8 megapíxeles y pantalla de 4.7 pulgadas.

Por otra parte, la seguridad de la información sigue siendo un motivo para desarrollar nuevas tecnologías en el mundo de los smartphone. La empresa especializada en aeronaves Boeing está desarrollando un celular con la capacidad de autodestruirse, una función creada para proteger información delicada.

Mashable informa que el smartphone, llamado Black, está diseñado para trabajadores del gobierno estadounidense que deben manejar información clasificada todos los días. Adicionalmente, empresas que tengan contratos con sectores de defensa tendrán acceso al dispositivo.

Bruce Olcott, representante de Boeing, reveló que “cualquier intento de acceder al celular sin permiso hará que se inicien sus funciones de seguridad, las cuales consisten en borrar la información y datos que estén en el dispositivo, haciéndose inoperable”. No esperen que el celular explote al estilo ‘Misión Imposible’.

Por ahora, la información completa sobre las especificaciones del producto no está disponible para el público por mantener la seguridad del equipo.

Sobre las pocas especificaciones que se conocen, Reuters informa que el celular funciona con el sistema operativo Android, tiene un tamaño superior al iPhone y usa dos tarjetas SIM. El sitio oficial de Boeing afirma que “los dispositivos actuales no están diseñados para funcionar en un ambiente empresarial que necesite seguridad y flexibilidad con la información”.

Black se une a otros smartphone que toman la bandera de la seguridad. Durante el MWC fue presentado el Blackphone, un dispositivo que sí está disponible para al público.

Fuente: Revista Enter, imagen: Sitio oficial de Blackphone.

Anuncios